El “caso Boudou”

Amado Boudou se convirtió en el primer vicepresidente argentino en ejercicio en ser procesado por la Justicia. Y el anuncio del juez a última hora del viernes llegó en un momento que ya de por sí era complicado para el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

La mandataria, quien se encontraba descansando en su casa de El Calafate cuando se anunció la decisión de juez Ariel Lijo, tendrá ahora que sopesar si mantener en el cargo a su número dos, cuestionado por la Justicia, y afrontar el desgaste político, o apartarle como pide la oposición.

Esta misma semana se espera el regreso a Buenos Aires del vicepresidente, quien se encuentra de visita oficial en Cuba.

Boudou podrá seguir viajando para cumplir con sus funciones como vicepresidente, pero no así el resto de los procesados en la causa Ciccone, que deberán permanecer en el país.

Su abogado ya anunció que apelará la decisión del juez Lijo.

“No me sorprendió el procesamiento, no me sorprende lo que dice la resolución. Hablé con Boudou y no nos sorprendió para nada”, dijo el defensor Diego Pirota.

El funcionario es acusado de haber aprobado un plan para que el fisco condonara una deuda millonaria de la empresa Ciccone Calcográfica.

Según el juez Lijo, cuando el actual vicepresidente se desempeñaba como ministro de Economía (antes de ser nombrado vicepresidente) “aprovechando su condición de funcionario público” tuvo “injerencia” para que la compañía impresora de dinero quebrada fuera condonada por el fisco y finalmente quedase en manos de un empresario acusado de ser testaferro de Boudou.

El gobierno de Cristina Fernández de Kirchner asegura que la causa es una “operación mediática” en su contra.

El vicepresidente asegura que la Causa Ciccone es una trama urdida por los medios opositores para acabar con su carrera política y hundir al gobierno kirchnerista.

Por su parte, sus rivales políticos aplaudieron el procesamiento de Boudou.

Y la oposición pidió impulsar un juicio político en el Congreso para apartarle de su cargo.

“La presidenta no se puede desligar de la responsabilidad política de tener a un vice procesado. Hay una responsabilidad del Poder Ejecutivo en la decisión que adopte”, dijo el exvicepresidente de Fernández Julio Cobos.

La mandataria mostró hasta ahora su apoyo público a Boudou, con quien se le pudo ver recientemente en diferentes actos oficiales.

Pero los observadores políticos estarán a partir de ahora muy pendientes de cada gesto de la presidenta con su número dos y, sobre todo, de algunos de sus ministros que aspiran a convertirse en el candidato del kirchnerismo en las elecciones presidenciales de 2015.

Tomado de “La Nación” Amado Boudou

Written by

Este es un canal online creado para unir a los latinos que viven en los EUA y el Mundo.

No hay comentarios.

Leave a Reply

Message